Horford y Celtics a un séptimo y decisivo encuentro en Miami

Las Finales de la Conferencia Este en la NBA no están para nada decididades: en el TD Garden, Miami Heat estiró la serie a un último juego en casa después de ganarle por 111-103 a Boston Celtics.

El partido empezó bien para la franquicia de Florida, que sacó una buena ventaja en el cuarto inicial gracias a la vuelta al buen nivel de Jimmy Butler.

Pero en el medio hubo una respuesta esperada de parte de la organización de Massachusetts, que empezó a acertar con más frecuencia para acercarse y mantenerse a tiro en todo momento.

En el último cuarto, los dueños de casa consiguieron un envión anímico inmejorable que los llegó a emparejar el encuentro 94-94 y luego irse arriba gracias a una magnífica eficacia en tiros de tres puntos combinada con las fallas del rival.

Sin embargo, los locales solamente marcaron dos puntos a partir de entonces y dejaron venir una mini remontada del Heat, que a falta de poco más de un minuto estaba seis puntos por delante, una ventaja irrevertible que lleva todo al Juego 7 en el FTX Arena.

Jimmy Butler mostró este viernes su alma competitiva y, con 47 puntos, nueve rebotes y ocho asistencias. Fue apoyado por un doble-doble de 18 puntos y 10 asistencias de Kyle Lowry, en su mejor partido de los últimos meses, y por tres triples de Max Strus (13 puntos) y dos de PJ Tucker (11 puntos).

A los Celtics no les faltó su habitual esfuerzo defensivo ni el liderazgo de sus estrellas. Jayson Tatum anotó 30 puntos, con nueve rebotes y cuatro asistencias, y Jaylen Brown aportó 20 puntos, seis rebotes, cinco asistencias y tres robos. Al Horford, estuvo discreto con 3 puntos, 9 rebotes, 5 asistencias.

AP. 

error: Contenido Protegido ante Copia !!